CONDUCTA    NEGATIVISTA – DESAFIANTE

 

El niño o joven con este problema de conducta se opone con frecuencia a las demandas de los adultos e incumple las normas establecidas. Además suele comportarse desafiantemente a quienes son su autoridad y a quienes le dicen lo que tiene que hacer o dejar de hacer. Es decir, muestra resistencia y oposición, de tal modo que le resulta difícil adecuarse a las reglas, respeto a los demás y al reconocimiento de la autoridad.

En estos casos se observan a menudo relaciones “simétricas” entre el adulto y el niño: cuando el comportamiento del adulto y el del niño están considerados (por los dos) parecidos y ligados de tal modo que al aumentar el comportamiento del adulto (las demandas o los castigos), el niño acentúa los suyos (transgresiones y rebeldías).

Es necesario trabajar teniendo en cuenta este tipo de relaciones para cambiarlas por otras.

Quiero saber más
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
Loading Facebook Comments ...